¿Qué es el henoteísmo?

El henoteísmo es la creencia de que hay un solo Dios sin negar la existencia de otras deidades. El ejemplo más grande de henoteísmo entre las religiones del mundo de hoy se encuentra en el hinduismo. En este sistema, la práctica de bhakti es común en el que una persona adora o reverencia a una deidad al tiempo que reconoce muchas otras. En la tradición hindú, existen más de 300 millones de dioses y diosas.

La antigua religión griega también proporciona un ejemplo de henoteísmo. Por ejemplo, Zeus fue una deidad importante que gobernó sobre otros once dioses. Se creía que todas estas deidades eran divinas, sin embargo, una era considerada más fuerte que las otras.

Algunos han sugerido que los antiguos israelitas eran henoteístas. Esto se basa en los versículos de las Escrituras que hablan de que el Señor es más poderoso que los otros dioses. Además, se mencionaron muchas ocasiones cuando los israelitas desobedecieron a Dios y sirvieron a ídolos u otros dioses. Sin embargo, el hecho de que otros dioses hayan sido mencionados o incluso adorados por algunas personas en el Antiguo Testamento no indica que la Biblia enseñe el henoteísmo. En cambio, Deuteronomio 6: 4 enseña claramente que el Señor es uno. Génesis 1: 1 enseña que Dios creó los cielos y la tierra. En Isaías 45: 5, Dios enseñó: "Yo soy el Señor, y no hay otro; fuera de mí no hay ningún Dios."

En el Nuevo Testamento, Jesús se revela como Dios en forma humana (Juan 1: 1). Él no pretendía ser otro dios, sino uno con el Padre. Él enseñó que Él era el camino, la verdad y la vida. Nadie puede venir al Padre excepto a través de Jesús (Juan 14: 6). En lugar de enseñar la adoración a múltiples dioses, Jesús exigió la adoración a un solo Dios: una visión de Dios que lo aceptaba como único y divino.

En 1 Corintios 8: 4-6, el apóstol Pablo también hizo una declaración importante acerca de Dios que se relaciona con la idea de henoteísmo: "De modo que, en cuanto a comer lo sacrificado a los ídolos, sabemos que un ídolo no es absolutamente nada, y que hay un solo Dios. Pues, aunque haya los así llamados dioses, ya sea en el cielo o en la tierra (y por cierto que hay muchos «dioses» y muchos «señores»), para nosotros no hay más que un solo Dios, el Padre, de quien todo procede y para el cual vivimos; y no hay más que un solo Señor, es decir, Jesucristo, por quien todo existe y por medio del cual vivimos."

La Escritura es explícitamente clara de que hay un solo Dios. El henoteísmo es, por lo tanto, una creencia que está en conflicto con las claras enseñanzas de la Biblia. No hay un Dios por encima de otros dioses. Hay un solo Dios y ningún otro dios. Este Dios ha sido revelado a través del Hijo, Jesucristo, quien dio su vida por nosotros y desea tener una relación con nosotros hoy, ofreciendo vida eterna a todos los que creen (Juan 3:16; Efesios 2: 8-9).



Verdad relacionados:

¿Qué es el demiurgo?

¿Qué es el politeísmo?

¿Qué es el panteísmo?

¿Qué es el panenteismo?

¿Existe Dios?


Volver a:
La verdad sobre creencias falsas






Buscar:



Navegación

Acerca

Fe