¿Qué es la teología histórica?

La teología histórica está estrechamente vinculada a la historia de la iglesia, pero es más un estudio de la forma en que las personas entendieron y enseñaron la doctrina desde que la iglesia se estableció en el primer siglo hasta ahora.

La teología histórica generalmente se divide en cuatro períodos:

• 100 a 400 d. C. - el período patrístico

• 500 a 1500 d. C. - la Edad Media y el período del Renacimiento

• 1500 a 1750 d. C. - el período de reforma y post-reforma

• 1750 d. C. al presente - el periodo moderno

La teología histórica generalmente cubre el punto de vista y los cambios en la forma en que los líderes de la iglesia vieron y enseñaron doctrinas como la naturaleza de Dios, la naturaleza de Jesucristo, cómo se veía al Espíritu Santo, la doctrina de la salvación y otras. También estudia cómo se difundieron esas doctrinas, a veces a través de credos y confesiones, cómo se establecieron, a través de consejos de la iglesia y otras reuniones, y estudia herejías y sectas.

La iglesia siempre ha mirado hacia atrás para ver de dónde provienen sus raíces y cómo se han desarrollado. El escritor de Hechos lo expresó de esta manera: "Estimado Teófilo, en mi primer libro me referí a todo lo que Jesús comenzó a hacer y enseñar" (Hechos 1: 1).

Quienes se ocupan de la teología histórica deben tener cuidado de no basar sus creencias, ni establecer un sistema de creencias, basado en lo que aprenden sobre esa historia. Solo la Biblia debe ser el fundamento y la base de la fe.

Aún así, es muy beneficioso estudiar la forma en que la iglesia desarrolló su doctrina, cómo los padres de la iglesia entendieron la Biblia y cómo las denominaciones veían la doctrina. Nuestra lectura, instrucción y edificación no deben provenir exclusivamente de autores y teólogos modernos (Efesios 4: 11-12).

Cuando estudiamos teología histórica, vemos a Dios obrando. Establece iglesias y movimientos misioneros, levanta líderes y derriba a los herejes. A pesar de todo, Su palabra permanece (Salmo 119: 160). Aprendemos lo que Dios preserva y lo que no permite, preparándonos así para preguntas doctrinales y batallas. Cuando vemos cómo la cultura impactó la visión de los líderes de la iglesia en las Escrituras, podemos protegernos en contra de mirar la Palabra de Dios a través del lente de nuestra cultura actual. Aquellos que no estudian el pasado tienden a repetirlo, como dice el viejo dicho.



Verdad relacionados:

¿Qué es la teología del Antiguo Testamento?

¿Qué es la teología del Nuevo Testamento?

¿Qué es la Teología del Pacto?

¿Qué es el dispensacionalismo?

¿Qué es la teología evangélica?


Volver a:
La verdad sobre la teología







Buscar:



Navegación

Acerca

Fe