¿Qué puedo hacer para mantenerme animado cuando parece imposible encontrar un buen trabajo?

"Alégrense siempre en el Señor". Esta es una de las cosas más fáciles de decir y las más difíciles de poner en práctica, especialmente en medio de una búsqueda de trabajo prolongada. Filipenses 4: 4–7 dice "Alégrense siempre en el Señor. Insisto: ¡Alégrense! Que su amabilidad sea evidente a todos. El Señor está cerca. No se inquieten por nada; más bien, en toda ocasión, con oración y ruego, presenten sus peticiones a Dios y denle gracias. Y la paz de Dios, que sobrepasa todo entendimiento, cuidará sus corazones y sus pensamientos en Cristo Jesús." Cuando eliges estar agradecido y arrojar tu ansiedad sobre el Señor, Él promete protegerte con Su paz. Por encima de todo, por más desesperante que parezca encontrar un trabajo, recuerda que con Dios todo es posible (Mateo 19:26).

Si bien puedes estar preocupado por parecer perezoso o como un fracaso ante los demás (o incluso ante ti mismo), debes recordar que a Dios no le preocupa cómo te parecen las cosas a ti o a los demás. Está preocupado por la condición de tu corazón (1 Samuel 16: 7). Es posible que Dios quiera sanarte de los problemas internos del corazón antes de abrir una nueva oportunidad de trabajo. Quizás Él quiere que priorices el cuidado de tu salud física o mental, cosas que te resultarían más difíciles integrar en tu vida trabajando a tiempo completo. Quizás Dios te está pidiendo que te cambies a un campo laboral diferente al que pensabas inicialmente. Quizás te estés dando más tiempo con tu familia o una oportunidad para ser voluntario. Cualquiera que sea la situación, si estás en Cristo, puedes confiar en que Dios la usará (Romanos 8: 28-29). Así que acércate a Él y aprovecha esta oportunidad para profundizar tu fe y confianza en Cristo. Pídele a Dios que te dé sabiduría de la manera más efectiva para pasar tu tiempo libre durante esta temporada de desempleo. Pídele también una dirección clara en tu búsqueda. Él es fiel para guiarnos cuando se lo pedimos y confiamos en Él (Santiago 1: 5; Proverbios 3: 5-6).

Encontrar un buen trabajo requiere practicar paciencia, lo cual es incómodo al considerar tus propias necesidades prácticas que te acechan. Lo que necesitas saber es que puedes confiar plenamente en Dios durante todo el proceso. Los caminos de Dios son más altos que tus caminos y Sus pensamientos que tus pensamientos (Isaías 55: 8–9). Su realidad trasciende tu realidad. Simplemente no puedes verlo con tus propios ojos. Ora para que tus sentidos espirituales se fortalezcan y tu corazón se centre en Dios. Pide ver tu situación a través de Su perspectiva.

¿Dónde está tu enfoque? ¿Está en los problemas, en la ansiedad, en el miedo al fracaso y la impaciencia? Concentrarse en estas cosas solo aumentará tu angustia. ¿En qué quiere Dios que te enfoques en esta situación? Quiere que estés agradecido. Medita en Su fidelidad y bondad. Pregúntale a Dios cómo puedes colaborar con Él en el cumplimiento de Sus planes y propósitos para tu vida.

Ten en cuenta que tienes un enemigo contra quien luchar. A Satanás nada le gustaría más que mantenerte desanimado y oprimido (1 Pedro 5: 8). Debes mantenerte conectado con Cristo y su cuerpo, la Iglesia, para poder mantenerte animado. El aislamiento conduce al desánimo (Hebreos 10: 24-25). Mantente conectado con otras personas que puedan ayudarte a animarte en tu búsqueda de empleo. Dios será fiel para animarte cuando lo busques. Puedes confiar en que a pesar de que a veces las acciones de Dios permanecen tras bambalinas más tiempo del que preferirías, Él está obrando para tu bien si perteneces a Él (Romanos 8:28).



Verdad relacionados:

¿Cómo puede un cristiano mantener la confianza en Dios cuando enfrenta el desempleo, la hipoteca de su casa o la quiebra?

¿Hay tal cosa como una carrera cristiana? ¿Qué carreras pueden considerar los cristianos?

Buscar a Dios – ¿Por qué es importante?

¿Cómo debe responder un cristiano a una crisis financiera?

¿De qué manera es la paz parte del fruto del Espíritu Santo?


Volver a:
La verdad sobre las decisiones de vida







Buscar:



Navegación

Acerca

Fe