¿Es pecado mirar hentai / dibujos animados pornográficos?

Hentai es de la palabra japonesa para "perversión" y se refiere a la pornografía basada en dibujos animados. Originario de Japón, hentai es el resultado del anime (videos de estilo japonés) y el manga (cómics japoneses) con la adición de contenido explícito para adultos. Algunos intentan hacer una distinción entre pornografía tradicional y hentai, alegando que hentai "no es real" y es solo una caricatura. ¿Qué principios bíblicos se aplicarían a hentai?

Primero, el hentai está diseñado intencionalmente para hacer que hombres y mujeres reales piensen en ideas sexuales de formas ajenas al diseño de Dios. Ya sea caricatura o no, su propósito es el mismo: la lujuria humana. Los cristianos están llamados a huir de la inmoralidad sexual, independientemente de su forma, para vivir de una manera digna de su nueva vida en Cristo (1 Corintios 6:18).

Segundo, Jesús enseñó específicamente que una persona que codicia comete adulterio en su corazón, haciéndolo igualmente de pecaminoso que el adulterio: "Pero yo les digo que cualquiera que mira a una mujer y la codicia ya ha cometido adulterio con ella en el corazón." (Mateo 5:28). Si bien los pensamientos de inmoralidad sexual y el adulterio pueden tener diferentes consecuencias a los ojos de las personas, ambas acciones son pecaminosas para Dios.

Una tercera consideración para el cristiano es el impacto de las acciones de uno sobre los demás para la fe y el testimonio. Jesús enseñó: "Hagan brillar su luz delante de todos, para que ellos puedan ver las buenas obras de ustedes y alaben al Padre que está en el cielo." (Mateo 5:16). La meta del cristiano no es solo evitar el pecado, sino también vivir de una manera positiva que complazca a Dios y lleve a otros hacia Cristo.

El apóstol Pablo comentó sobre este concepto en Filipenses 4: 8: "Por último, hermanos, consideren bien todo lo verdadero, todo lo respetable, todo lo justo, todo lo puro, todo lo amable, todo lo digno de admiración, en fin, todo lo que sea excelente o merezca elogio." La meta del cristiano no es ser adicto o incluso conocido por tal práctica: "’Todo me está permitido’, pero no todo es para mi bien. ‘Todo me está permitido’, pero no dejaré que nada me domine." (1 Corintios 6:12).

Hentai, como otras formas de pornografía, no es un tema de elección personal para el cristiano. Deshonra a Dios, daña el caminar con Dios, disminuye el testimonio de Dios y puede dañar las relaciones con un cónyuge y familiares actuales o futuros. Como el apóstol Pedro enseñó en 1 Pedro 1: 14-16: "Como hijos obedientes, no se amolden a los malos deseos que tenían antes, cuando vivían en la ignorancia. Más bien, sean ustedes santos en todo lo que hagan, como también es santo quien los llamó; pues está escrito: «Sean santos, porque yo soy santo»."



Verdad relacionados:

¿Es la pornografía un pecado?

¿Qué pasos prácticos puedo tomar para superar una adicción a la pornografía en Internet?

¿Qué dice la Biblia sobre la lujuria? ¿Qué es la lujuria?

¿Qué es el pecado?

Las consecuencias del pecado - ¿Qué son?


Volver a:
La verdad sobre el pecado






Buscar:



Navegación

Acerca

Fe