¿Cuándo regresará Jesús?

En Hechos 1: 6, los discípulos le preguntaron a Jesús: " Señor, ¿es ahora cuando vas a restablecer el reino a Israel?" Él respondió: "No les toca a ustedes conocer la hora ni el momento determinados por la autoridad misma del Padre" (v. 7). Jesús dijo que no sabríamos el tiempo ni la época de su regreso. En otro lugar, Jesús enseñó: "Pero, en cuanto al día y la hora, nadie lo sabe" (Mateo 24:36).

Incluso con esta información, muchos han intentado predecir el tiempo del regreso de Jesús o un período particular durante el cual regresará. Un ejemplo reciente fue la predicción de Harold Camping de que Jesús regresaría el 21 de mayo de 2011. Él basó su conclusión en la fecha del Diluvio bíblico 4.990 a.C., agregó 7.000 años (basado en 2 Pedro 3: 8), y determinó esta fecha. Como el retorno de Jesús no tuvo lugar, su predicción pronto se convirtió en la burla de los titulares noticiosos.

En lugar de predecir el momento del regreso de Jesús, encontramos que la Biblia enseña que debemos vivir nuestras vidas como si cualquier día pudiera ser el día escogido. 2 Pedro 3: 10-12 enseña: "Pero el día del Señor vendrá como un ladrón. En aquel día los cielos desaparecerán con un estruendo espantoso, los elementos serán destruidos por el fuego, y la tierra, con todo lo que hay en ella, será quemada. Ya que todo será destruido de esa manera, ¿no deberían vivir ustedes como Dios manda, siguiendo una conducta intachable y esperando ansiosamente la venida del día de Dios? Ese día los cielos serán destruidos por el fuego, y los elementos se derretirán con el calor de las llamas."

Los mandamientos de Pedro observan lo siguiente. Primero, debemos vivir vidas santas y piadosas. Esto incluye nuestro amor por Dios y nuestro amor por los demás (Mateo 22: 37-40). Además, debería hacernos compartir a Cristo con otros para que también puedan estar con Él en el cielo (Mateo 28: 18-20).

En segundo lugar, debemos esperar el regreso de Cristo. ¿Por qué? Como creyentes, estaremos con Él por la eternidad. Habrá un cielo nuevo y una tierra nueva (Apocalipsis 21—22) donde el pueblo de Dios morará con Él para siempre. En Apocalipsis 21: 5, el Señor promete: "¡Yo hago nuevas todas las cosas!"

Tercero, ya no habrá ninguna maldición del pecado. Apocalipsis 22: 3 señala: "Ya no habrá maldición. El trono de Dios y del Cordero estará en la ciudad. Sus siervos lo adorarán". Apocalipsis 21: 4 dice: "Él les enjugará toda lágrima de los ojos. Ya no habrá muerte, ni llanto, ni lamento ni dolor, porque las primeras cosas han dejado de existir".

Nadie sabe el día o la época en que Jesús regresará, pero sabemos que puede ser en cualquier momento (1 Corintios 15: 51-58; 1 Tesalonicenses 4: 13-18). Cuando vivimos vidas piadosas, lo compartimos con otros y esperamos nuestra eternidad con el Señor, podemos vivir con alegría sin preocuparnos por la hora exacta de la venida de Cristo.



Verdad relacionados:

¿Cuál es la importancia de la segunda venida de Jesucristo?

¿Se predice una segunda venida del Mesías en el Antiguo Testamento?

¿Qué es el Rapto y cuándo ocurrirá?

¿Cuál es la diferencia entre el rapto y la segunda venida de Cristo?

A la luz del regreso de Cristo, ¿cómo debemos vivir nuestras vidas?


Volver a:
La verdad sobre los últimos tiempos






Buscar:



Navegación

Acerca

Fe