www.CompellingTruth.org/Espanol

¿La Biblia dice algo sobre las formas permanentes de control de la natalidad?

El control de la natalidad es uno de los temas más controvertidos del cristianismo contemporáneo, y el control de la natalidad permanente lo es aún más. En última instancia, el uso de métodos anticonceptivos, incluso permanentes, es una cuestión de gracia. La Biblia no dice específicamente si el control de la natalidad es bueno o malo. Como sucede con muchas otras cosas, Dios espera que desarrollemos la madurez espiritual que necesitamos para tomar una decisión que se alinee con lo que dice la Biblia y con la forma en que el Espíritu Santo nos guía individualmente. A menudo, incluso entre los partidarios y detractores más vehementes, el uso (o no) de anticonceptivos revela otros problemas en juego.

Argumentos a Favor

Hay razones sólidas por las que una pareja puede considerar un método de control de la natalidad permanente. No todos son simplemente para prevenir futuros embarazos.

Condiciones médicas: los procedimientos quirúrgicos que naturalmente resultan en infertilidad permanente pueden aliviar muchas condiciones médicas graves. Por lo general, es bíblico buscar alivio para los problemas médicos (Mateo 9: 20-22). Y las mujeres que padecen una enfermedad crónica pueden sentir que no tienen la capacidad de cuidar a un niño. Sin embargo, tenga en cuenta que el embarazo puede aliviar temporalmente algunas enfermedades autoinmunes.

Mayordomía: La mujer de Proverbios 31 se describe como una mujer que considera cuidadosamente el estado de sus finanzas y de su hogar, y toma decisiones basadas en lo que es mejor para su familia. De manera similar, 1 Timoteo 5: 8 exhorta a los hombres a mantener a sus familias. Por lo general, es bíblico que una pareja considere su situación financiera al considerar tener hijos. Sin embargo, este es un asunto ambiguo. Las circunstancias cambian y es posible que la familia tenga más recursos en el futuro. Es absolutamente necesario buscar la guía del Espíritu Santo antes de realizar un método anticonceptivo permanente.

Misión: Los niños requieren mucho tiempo y recursos. Es difícil dar el 100% a un trabajo o ministerio cuando se cuida a los niños en casa. ¿Es bíblico que una pareja rechace cualquier posibilidad de tener hijos (o más hijos) por el bien de una carrera? En general, no. La Biblia es clara en que los niños son una bendición y no debemos buscar el éxito como el mundo lo define. Esto, como todas las demás consideraciones, no es universal. Puede ser que Dios tenga un plan específico para una pareja que no incluya a los niños.

Edad: la edad puede considerarse "administración del tiempo". La probabilidad de que un recién nacido tenga dificultades médicas aumenta ligeramente con la edad de la madre. Y el agotamiento de los padres aumenta significativamente con la edad. Al mismo tiempo, los padres mayores pueden estar más arraigados y tener más paciencia con sus hijos pequeños. No es antibíblico dejar de tener hijos debido a la edad, pero, nuevamente, no es universal. La Biblia está llena de parejas mayores que dieron a luz personajes muy significativos.

Argumentos en Contra

Muchos cristianos a lo largo de la historia se han opuesto categóricamente al control de la natalidad. Esto puede llevar a un legalismo que la Biblia no apoya.

Quiverful: Hay un movimiento entre algunos círculos cristianos que desalienta el uso de cualquier método anticonceptivo. La creencia es que Dios le dará a una pareja los hijos que Él quiere que tengan, así como los recursos para cuidarlos. Si esa es realmente la convicción de la pareja, está bien. Pero se debe tener en cuenta la administración de los recursos. No solo dinero o espacio, sino tiempo y energía emocional. Demasiados niños en familias numerosas son criados en la práctica por hermanos mayores. Los padres deben tener en cuenta que ellos son los padres y necesitan criar a sus propios hijos.

Adicción al bebé: es natural que las madres de niños en edad preescolar sientan gradualmente el deseo de tener otro bebé. Sin embargo, llevado al extremo, puede ser una señal de un problema importante. Es posible que la madre sienta una gran pérdida cuando su hijo menor adquiere cierto grado de independencia. Se siente innecesaria y extraña tener a alguien que depende completamente de ella. Si el sentimiento se convierte en una obsesión, la madre debe buscar ayuda para solucionar esos problemas que se van agravando en su corazón y / o matrimonio.

Posible matrimonio futuro: una de las razones más macabras, pero quizás más prácticas, para rechazar el control de la natalidad permanente es la posibilidad de que uno de los cónyuges muera, el otro se vuelva a casar y la nueva pareja quiera tener hijos juntos. A pesar de lo tenebroso de la motivación, no tiene nada de antibíblico.

El Punto de Vista Bíblico

La Biblia dice que los niños son un regalo de Dios (Salmo 127: 3-5). En la cultura bíblica, los niños generalmente significaban apoyo para los padres, no una carga. Al mismo tiempo, Jesús siempre se mostró comprensivo con los que padecían enfermedades crónicas, así como con las madres que cuidaban de niños pequeños en tiempos de extrema dificultad (Mateo 24: 15-21). No existe un mandato bíblico universal con respecto al control de la natalidad, al igual que no se da un número de cuántos hijos Dios espera que todos tengamos. Si una pareja está considerando un método anticonceptivo permanente, ya sea por razones médicas o simplemente para evitar tener hijos, Santiago 1: 5 es clave: "Si a alguno de ustedes le falta sabiduría, pídasela a Dios, y él se la dará, pues Dios da a todos generosamente sin menospreciar a nadie."

Copyright 2011-2021 Got Questions Ministries - All Rights Reserved.