www.CompellingTruth.org/Espanol

¿Deberían los niños ser considerados siempre una bendición de Dios?

En el diseño de Dios, los hijos deben nacer de dos adultos comprometidos entre sí en un matrimonio amoroso. Esto no siempre sucede. Los niños pueden ser concebidos por adolescentes en el asiento trasero de un automóvil, por una mujer violada, por la prostitución. Es fácil enfocarse en las circunstancias de los padres en tales casos y en cómo un embarazo puede ser una gran dificultad para ellos. Y tales embarazos pueden ser una dificultad, incluso una continuación del trauma. Las mujeres atrapadas en tales circunstancias necesitan nuestro amor y apoyo.

Pero Dios ve claramente a otra persona en la mezcla: el bebé. Un bebé creado a la imagen de Dios (Génesis 1:27), tejido cuidadosamente en el vientre de su madre (Salmo 139: 13-18), con el potencial de grandes cosas en su vida (Efesios 2:10). Cuando se trata del valor de un bebé, la manera en que fue concebida no es un factor.

Dios puede redimir situaciones imposibles. Romanos 8:28 dice: "Y sabemos que a los que aman a Dios, todas las cosas les ayudan a bien, esto es, a los que conforme a su propósito son llamados." Todas las cosas. No solo cosas convenientes o cosas que van de acuerdo con el plan o cosas que se deseaban. La gracia de Dios no está limitada por las condiciones del mundo.

Cuando Jesús comenzó su ministerio público, citó de Isaías 61: 1-3. Para aquellos que lo siguen, Él promete "sanar los corazones heridos... consolar a todos los que están de duelo... darles una corona en vez de cenizas, aceite de alegría en vez de luto". Hacer el sacrificio para valorar y apreciar una nueva vida, sin importar cómo fue concebida o recibida en una familia, le permite a Dios hacernos "robles de justicia, plantío del Señor, para mostrar su gloria".

Copyright 2011-2021 Got Questions Ministries - All Rights Reserved.