¿Se espera que los cristianos honren a un padre abusivo? ¿Cómo podemos honrar a un padre abusivo?

La Biblia les dice a los hijos muchas veces que debemos honrar a nuestros padres. En ningún momento limita este mandato a los padres que son honorables. Dios ordenó a los padres criar a sus hijos, enseñarles acerca de Dios y sus leyes (Salmo 78: 5), y no exasperarlos (Colosenses 3:21). Estamos en un mundo caído y pecaminoso, y muchas personas experimentan esto como padres. Entonces, ¿cómo afecta esto el honor que los hijos deben mostrar?

La palabra hebrea para honor es kabad (Éxodo 20:12). Entre otras cosas, significa ser pesado, duro, gravoso. La palabra griega es timao (Efesios 6: 2), que significa establecer el valor de. Básicamente, significa que debemos mantener a nuestros padres en alta prioridad. La Biblia nos da pautas para que tratemos apropiadamente a otras personas, y con mayor razón debemos hacerlo con nuestros padres. Hay algunas maneras específicas en que esto se aplica a los padres abusivos.

Perdón: Mateo 18: 21-22 nos dice que perdonemos a los demás. No hay excepción para aquellos que son abusivos (Hechos 7:60). Pero el perdonarlos no les exime de su pecado ante los ojos de Dios. El hecho de que los perdonemos mantiene nuestra actitud hacia ellos en equilibrio y nos asegura que no nos endureceremos contra Dios (Mateo 6: 14-15).

Reconciliación: Romanos 12:18 dice: "Si es posible, y en cuanto dependa de ustedes, vivan en paz con todos." La Biblia no nos permite responder al abuso con más abuso. El propósito del perdón es asegurarnos de que estamos abiertos a la reconciliación si la otra persona se arrepiente de su comportamiento.

Oración: Mateo 5:44 es bastante claro: "Pero yo les digo: Amen a sus enemigos y oren por quienes los persiguen". Solo el Espíritu Santo puede sanar un corazón abusivo. Una actitud correcta hacia un padre abusivo sería la esperanza de que él o ella pueda cambiar, conocer a Cristo y ser el padre que Dios le diseñó para ser.

Amor: Jesús nos exhorta a amar a nuestros enemigos (Mateo 5: 43-48). Lo que 1 Corintios 13 nos dice acerca del amor, debemos aplicarlo doblemente a nuestros padres. Algunos de estos son extremadamente difíciles: "el amor ... o se enoja fácilmente, no guarda rencor... Todo lo disculpa, todo lo cree, todo lo espera, todo lo soporta." Este es el amor ágape; El amor que solo podemos mostrar si Jesús vive en nosotros. Él no espera que podamos hacer esto por nuestra cuenta.

Proveer: En Marcos 7: 9-13, Jesús condena a los fariseos por apoyar el ministerio sobre el cuidado de sus propios padres. En ninguna parte la Biblia absuelve a los hijos de cuidar a sus padres ancianos que no pueden cuidarse de sí mismos. Las Escrituras no insisten en que los padres ancianos obtengan todo lo que deseen, pero aún somos responsables de suministrar sus necesidades básicas en la medida en que podamos (y en la medida en que nos lo permitan).

La Biblia también nos brinda consejos sobre cómo protegernos a nosotros mismos y a nuestros corazones de las personas impías, incluidos los padres abusivos.

No formen yunta con los incrédulos: 2 Corintios 6:14 básicamente significa que no debemos tener relaciones muy cercanas con los incrédulos. Esto se aplica incluso si nuestros padres cristianos actúan como incrédulos (Mateo 18: 15-20). Nuestra prioridad es siempre a Dios, y Él no nos quiere indebidamente influenciados por personas impías.

Buscar consejo: pídale a Dios sabiduría (Santiago 1: 5). Busque el consejo de creyentes maduros (Proverbios 15:22). Comparta sus pruebas con los demás con la intención de recibir consuelo y apoyo, no el estímulo para volverse resentido (Gálatas 6: 2).

Deje que Dios se haga cargo de ellos: Puede llegar un momento en que la interacción civil no sea posible debido al pecado de un padre. Si es así, lo más amoroso que puede hacer es alejarse y dejar que Dios maneje las cosas. En 1 Corintios 5: 5 se sugiere que permitir que un cristiano pecador coseche las consecuencias de sus actos puede ser el curso de acción más amoroso que podamos tomar.

Estos son pasos difíciles de tomar; muchos de ellos requerirán una gran madurez espiritual y una buena cantidad de desapego emocional. Pero la naturaleza del abuso a menudo lo impide. Si el niño maltratado no puede interactuar con el padre de una manera segura y proactiva, la prioridad del hijo debe ser buscar la estabilidad emocional y la madurez espiritual necesaria. Es piadoso y noble tomar cualquier acción que sea necesaria para prevenir los pecados de abuso y sentimientos de odio. Dios no espera madurez instantánea en sus seguidores. Es Dios quien trabaja en nosotros (Filipenses 2:13), y si lo seguimos, Él completará la obra necesaria para que podamos honrar a nuestro padre abusivo (Filipenses 1: 6).

Tenga en cuenta que el mandato de Dios de honrar incluso a los padres abusivos no significa de ninguna manera que un hijo maltratado no debe denunciar el abuso a las autoridades correspondientes. Dios puede usar a las autoridades civiles para proporcionar justicia, protección y sanidad. El reporte del abuso es requerido de ciertos profesionales y puede servir para salvar la vida de un niño.



Verdad relacionados:

¿Qué significa el mandato de honrar a mi padre y a mi madre?

¿Cómo debe ser un padre cristiano según la Biblia?

¿Cómo debería ser una madre cristiana según la Biblia?

¿La paternidad piadosa da como resultado hijos piadosos (Proverbios 22: 6)?

¿Qué significa para los cristianos estar en el mundo pero no ser parte del mundo?


Volver a:
La verdad sobre la familia






Buscar:



Navegación

Acerca

Fe