¿Qué es el aniquilacionismo? ¿Es bíblico?

El aniquilacionismo es la enseñanza de que aquellos que mueren separados de Cristo simplemente dejarán de existir. Es la creencia de que los incrédulos serán "eliminados" o "aniquilados" en algún momento después de la muerte. En otras palabras, los incrédulos no experimentarán el castigo eterno en un infierno literal, sino que simplemente desaparecerán (o se extinguirán sus almas) en su lugar.

La idea de que los incrédulos no experimentarán el castigo eterno es atractiva para muchos, pero la Biblia no ofrece ningún apoyo para esta creencia. Por el contrario, la Biblia ofrece ejemplos claros de que solo existen dos alternativas sobre la muerte: la eternidad con Dios en gloria o una eternidad de sufrimiento y separación de él.

Un ejemplo claro se encuentra cerca del final de la Biblia en Apocalipsis 20:12-15:

"Y vi a los muertos, grandes y pequeños, de pie ante Dios; y los libros fueron abiertos, y otro libro fue abierto, el cual es el libro de la vida; y fueron juzgados los muertos por las cosas que estaban escritas en los libros, según sus obras. Y el mar entregó los muertos que había en él; y la muerte y el Hades entregaron los muertos que había en ellos; y fueron juzgados cada uno según sus obras. Y la muerte y el Hades fueron lanzados al lago de fuego. Esta es la muerte segunda. Y el que no se halló inscrito en el libro de la vida fue lanzado al lago de fuego."

Aquí, está claro que la opción para aquellos cuyos nombres "no se encuentran en el libro de la vida" (aquellos que no creyeron en Cristo ni pertenecen a Cristo) fue el castigo del lago de fuego.

¿Cómo será este lago de fuego? El versículo 10 de este mismo capítulo señala: "el diablo que los había engañado fue arrojado al lago de fuego y azufre donde estaban la bestia y el falso profeta, y serán atormentados día y noche por los siglos de los siglos". Las Escrituras indican que el diablo, la bestia y el falso profeta también estarán en este lago de fuego. Además, el tormento durará por la eternidad. Así como el cielo ofrecerá un gozo eterno para el creyente, este lago de fuego ofrecerá tormento eterno para los incrédulos. Apoyo adicional para este punto de vista se encuentra en Mateo 25:46 donde Jesús mismo enseñó: "Y estos [los injustos] se irán al castigo eterno, pero los justos a la vida eterna"

Lucas 16:19-31 también responde la pregunta de qué le sucede al incrédulo después de la muerte desde ahora y hasta el lago final de fuego descrito en Apocalipsis 20. Allí encontramos que cierto hombre rico había muerto como un incrédulo y estaba "en tormento" (Lucas 16:23). Jesús dejó en claro que el más allá ofrece dos opciones y que tanto el cielo como el infierno son eternos.

Si bien esta puede ser una enseñanza difícil, la alternativa alentadora es que Dios ha creado un camino para que las personas escapen del tormento eterno y experimenten el gozo de la eternidad con Cristo. No se basa en nuestros esfuerzos humanos, sino en la gracia de Dios mediante la fe en Jesús (Efesios 2:8-9). Dios ama tanto al mundo que proporcionó un escape para que aquellos que creen no tengan que perecer (Juan 3:16). El sacrificio de Jesús por nuestros pecados ha proporcionado a la humanidad un camino al cielo (Juan 14:6).



Verdad relacionados:

¿Hay realmente vida después de la muerte?

¿Qué sucede después de la muerte?

Muerte: ¿qué dice la Biblia al respecto?

¿El cielo es real?

¿Cuándo ocurrirá la resurrección?


Volver a:
La verdad sobre la eternidad
Copyright 2011-2019 Got Questions Ministries - All Rights Reserved. aniquilacionismo
¿Cuál es la verdad sobre la salvación?