¿Qué significa que Jesús es nuestro descanso sabático?

Hebreos 4 habla de Jesús como nuestro descanso sabático. Los versículos 9-10 en particular declaran: "Por consiguiente, queda todavía un reposo especial para el pueblo de Dios; porque el que entra en el reposo de Dios descansa también de sus obras, así como Dios descansó de las suyas." ¿Cómo es Jesús nuestro descanso sabático?

La clave para entender cómo Jesús es nuestro descanso sabático es entender lo que significa el sábado. La palabra hebrea Shabat fue la palabra para "descanso" en el Antiguo Testamento utilizada por primera vez con respecto a Dios "descansando" de la creación en el séptimo día. El sábado se convertiría más tarde en parte de la Ley de Moisés, día en el que el pueblo judío no debía trabajar.

En el Nuevo Testamento, Jesús se declaró a sí mismo "Señor del sábado" (Mateo 12: 8). Él se comparó con Dios el Padre, convirtiéndose en Dios en forma humana. Además, Jesús declaró: "El sábado se hizo para el hombre, y no el hombre para el sábado" (Marcos 2:27).

En Hebreos 3 y 4, el autor desarrolló el concepto de Jesús como nuestro descanso sabático, revelando cómo una relación con Cristo libera a los humanos de las obras de la ley y permite que una persona descanse en la obra de Cristo para perdonar el pecado. En última instancia, aquellos que creen en Jesús pasarán la eternidad en un "reposo especial" con Él (Hebreos 4: 9).

Hoy, muchos continúan viviendo como si su salvación dependiera de la cantidad de buenas obras que realicen. Sin embargo, Cristo es el único que puede proveer lo suficiente para los pecados de las personas y ofrecer vida eterna. Es por su gracia que recibimos la salvación, a través de la fe. Como Efesios 2: 8-9 revela: "Porque por gracia ustedes han sido salvados mediante la fe; esto no procede de ustedes, sino que es el regalo de Dios, no por obras, para que nadie se jacte."

Jesús sirve como nuestro descanso sabático en el sentido de que Él provee la libertad de vivir bajo las obras de la ley. En cambio, su sacrificio ha pagado el precio por nuestra salvación. Aceptamos la salvación como su regalo gratuito, entrando en su reposo tanto ahora como en la eternidad en su presencia.

Hebreos 4 termina con palabras de consuelo para quienes entran en el descanso del sábado de Dios: "Así que acerquémonos confiadamente al trono de la gracia para recibir misericordia y hallar la gracia que nos ayude en el momento que más la necesitemos." (Hebreos 4:16). Como resultado de la obra terminada de Cristo, podemos venir confiadamente ante Dios, recibiendo misericordia y gracia en nuestro momento de necesidad.



Verdad relacionados:

¿Quién es Jesucristo?

¿Es Jesús el Mesías?

¿Por qué es tan importante que Jesús resucitó de entre los muertos?

El amor de Cristo - ¿Qué es?

¿Cómo es Jesús nuestro Sumo Sacerdote?


Volver a:
La verdad sobre Jesús
Copyright 2011-2020 Got Questions Ministries - All Rights Reserved. Jesus y el sabado
¿Cuál es la verdad sobre la salvación?