¿Es Dios omnipresente? ¿Qué significa ser omnipresente?

Decir que Dios es omnipresente significa que Él está presente en todas partes, con todo su ser en todo momento. El prefijo omni- viene de la palabra latina que significa "todo". Muchas religiones creen que Dios está en todas partes al mismo tiempo. Sin embargo, la Biblia enseña específicamente que Dios es a la vez en todas partes a la vez y trascendente (sobre todo) o fuera de su creación.

Salmo 33:13-14 revela que Dios existe fuera de nuestro mundo creado: “El SEÑOR observa desde el cielo y ve a toda la humanidad; él contempla desde su trono a todos los habitantes de la tierra.” Sin embargo, Dios también está en todas partes dentro de nuestro mundo. Salmo 139:7-10 indica: “¿A dónde podría alejarme de tu Espíritu? ¿A dónde podría huir de tu presencia? Si subiera al cielo, allí estás tú; si tendiera mi lecho en el fondo del abismo, también estás allí. Si me elevara sobre las alas del alba, o me estableciera en los extremos del mar, aun allí tu mano me guiaría, ¡me sostendría tu mano derecha!”

Algunos sistemas religiosos enseñan que Dios está en todas partes, porque Él es todo. Esta creencia, llamada panteísmo dice que Dios se difunde por todo el universo, por lo que los árboles, las rocas, los animales, las estrellas y la gente son todos parte de Dios. Este no es el concepto bíblico de la omnipresencia. Dios puede revelarse en un solo lugar, sin embargo, su presencia está a la vez en todas partes del universo. Es por eso que es importante decir que Él está presente en todas partes, con todo su Ser en todo momento. Dios está presente en todas partes, pero eso no significa que todos somos parte de Dios.

Dios está presente en su trono (Apocalipsis 4:2); Él estaba presente en el templo judío (2 Crónicas 7:2); y está presente en la vida de cada creyente en Cristo (Gálatas 2:20). Sin embargo, Dios está presente sobrenaturalmente en todos los demás lugares al mismo tiempo. Puede ser que se revele más plenamente en un tiempo y lugar determinado, pero no se limita a un tiempo y lugar determinado.

Una mayor comprensión de la omnipresencia de Dios hace que la encarnación de Jesús sea aún más significativa. El Dios omnipresente del universo intencionalmente escogió limitarse a un cuerpo físico humano para vivir entre nosotros. Además, Él experimentó los dolores y las alegrías de la humanidad, sufriendo al final en nuestro lugar como sacrificio por nuestros pecados. Mientras que Jesús nunca abandonó su divinidad, optó por tomar la forma de un ser humano para mostrar la plena magnitud de su amor.

Filipenses 2:6-8 lo expresa de esta manera: “quien, siendo por naturaleza Dios, no consideró el ser igual a Dios como algo a qué aferrarse. Por el contrario, se rebajó voluntariamente, tomando la naturaleza de siervo y haciéndose semejante a los seres humanos. Y al manifestarse como hombre, se humilló a sí mismo y se hizo obediente hasta la muerte, ¡y muerte de cruz!”

La omnipresencia de Dios nos informa de la grandeza de Dios. Destaca el amor de Dios expresado en Jesucristo. Y nos recuerda que nunca podemos escondernos de Dios—ni debemos desear hacerlo. La enseñanza de la Biblia sobre la omnipresencia de Dios debe ser una fuente de consuelo para los hijos de Dios en todas partes (Génesis 16:13; Mateo 28:20).



Verdad relacionados:

¿Cuáles son los atributos de Dios?

¿Es Dios omnipotente? ¿Qué significa ser omnipotente?

¿Es Dios omnisciente? ¿Qué significa ser omnisciente?

¿Qué significa que Dios es amor?

¿Cuáles son los nombres de Dios? ¿Qué significan los nombres de Dios?


Volver a:
La verdad sobre Dios
Copyright 2011-2019 Got Questions Ministries - All Rights Reserved. Dios omnipresente
¿Cuál es la verdad sobre la salvación?