¿Espera Dios que todos tengan hijos?

Dios no espera que todos tengamos hijos. Muchos de nosotros somos solteros, y muchos de los que están casados son infértiles.

En general, tener hijos en el contexto del matrimonio es la norma bíblica. Se requiere cumplir con el mandato de Dios "Sean fructíferos y multiplíquense; llenen la tierra y sométanla..." (Génesis 1:28). En la Biblia, la infertilidad era una anomalía que vale la pena mencionar, y no hay casos registrados de que una pareja permanezca voluntariamente sin hijos, aunque hay ejemplos de un marido que permanece tan dedicado a su esposa infértil que no buscó una segunda esposa o concubina. En ninguna parte de la Biblia, Dios condenó a una pareja infértil. Varias veces la infertilidad terminó con el nacimiento de un personaje bíblico significativo (Génesis 21: 7; 25:21; Jueces 13; 1 Samuel 1; Lucas 1). Dios concedió dos veces la fertilidad a las mujeres con el propósito expreso de consolarlas (Génesis 29:31; 2 Reyes 4: 8-17).

La fertilidad y los dolores de la infertilidad eran más culturales que espirituales. Los niños eran necesarios para ampliar las propiedades familiares y proveer materialmente a los padres en su vejez. Las mujeres, especialmente, confiaban en sus hijos para que cuidaran de ellas. Esa expectativa cultural parece centrarse más en las mujeres que en los hombres. Abram seguía siendo el líder y patriarca de su familia extendida sin herederos directos; Fue Sarai quien se sintió tan perdida al no tener hijos que ofreció a su doncella Agar como sustituta (Génesis 16). Y fue típicamente mujeres, no esposos, quienes hostigaron a otras mujeres infértiles (Génesis 16:41; 1 Samuel 1: 6).

La pregunta más precisa es: "¿Espera Dios que todas las parejas cristianas fértiles tengan hijos?" La Biblia no lo dice. La omisión puede ser porque se veía a los niños como una bendición tal que se suponía que todas las parejas los desearían. Pero aún así, no podemos añadir lo que no está allí. En ninguna parte la Biblia dice que todas las parejas fértiles deben tener hijos.

Lo que la Biblia dice es que debemos buscar el Reino de Dios por sobre los asuntos mundanos. Debemos buscar sabiduría para nuestras propias vidas (Santiago 1: 5), someternos a Dios (Santiago 4: 7) y estar conscientes de que lo que ganemos en este mundo se consumirá (1 Corintios 3: 11-15). Dios está más preocupado por nuestra herencia espiritual que por nuestra influencia terrenal. Para muchos, esto incluye criar hijos piadosos que pueden ir al mundo y alcanzar a otros. Para otros, puede significar servir a Dios con toda nuestra atención. Ya sea que los niños estén en el plan de Dios o no, nuestra prioridad debería ser ganar tesoros en el cielo, no en la tierra (Mateo 6:20). No es bíblico ni para hombres ni para mujeres evitar tener hijos con el único propósito de obtener poder o riquezas mundanas.

Esto nos lleva a una conversación sobre adopción. Es revelador que cuando el Hijo de Dios fue concebido sin un padre terrenal, Dios le proveyó con uno en José. La adopción es una opción bíblica para parejas tanto fértiles como infértiles. No es obligatorio, pero la Biblia da todas las indicaciones de que los niños adoptados son tan válidos como los niños naturales.

Dios no espera que todos tengamos hijos. Dios ni siquiera ordena que toda pareja cristiana fértil deba tener hijos, o que toda pareja infértil debe adoptar. Dios espera que sigamos su guía en nuestras vidas. No debemos descartar la idea de la paternidad por razones egoístas o con el único propósito de obtener ganancias mundanas. Debemos reconocer que la norma de Dios es que las parejas casadas tengan hijos, y es una de las herramientas principales que usa para ayudarnos a desarrollar la madurez espiritual y una herencia del Reino. A partir de ahí, debemos buscar su guía para nosotros y aceptar su dirección personal.



Verdad relacionados:

¿Qué dice la Biblia sobre la infertilidad?

¿Habla la Biblia sobre el aborto espontáneo?

¿Qué dice la Biblia acerca de la adopción?

¿Deberían los niños ser considerados siempre una bendición de Dios?

¿Qué significa que la humanidad fue creada a la imagen de Dios?


Volver a:
La verdad sobre la familia






Buscar:



Navegación

Acerca

Fe